Cirugía del Abdomen (abdominoplastia)

La abdominoplastia permite recuperar un vientre plano, eliminando la flacidez y los acúmulos de grasa de la zona del abdomen, ajustando las formas mediante la reparación de la pared muscular.

Es una intervención destinada a reducir el volumen del abdomen.

La vida sedentaria, el aumento de peso y los embarazos, hacen que se acumule grasa con facilidad, incrementando el volumen y favoreciendo la flacidez de la piel, así como la distensión de la pared muscular. Este problema puede presentarse tanto en hombres, como en mujeres.

Con esta cirugía, se elimina el exceso de grasa y de piel a la vez que se recolocan los músculos. En ocasiones, la abdominoplastia podrá ir acompañada de una lipoescultura de la zona abdominal.

Esta intervención siempre se realiza en quirófano, suele durar entre 2 y 4 horas y se utiliza anestesia general o regional (peridural).

El resultado es muy satisfactorio, puesto que el abdomen queda terso y firme y se recupera la forma de la cintura.